Bolsena: Historia y relax al lado de Roma

¿Alguna vez has pensado ir a Italia? ¿Por qué no cambiar un poco el típico viaje de turista y viajar hasta el pequeño pueblo de Bolsena, situado al lado del gran lago del mismo nombre, que está a unas pocas horas de Roma? Pues si no lo habíais pensado, es digno de vuestra atención.

Bolsena es una ciudad romana antigua situada en la provincia de Viterbo, a unas pocas horas al norte de Roma. ¡Y merece la pena el viaje, por si lo estabais preguntando! Cuando llegas a Bolsena desde el sur, verás una bonita vista de la ciudad y de su lago. El centro de la ciudad consiste en antiguos edificios de piedra con una bella arquitectura y calles repletas de gente y estrechas. En el pueblo puedes encontrar la iglesia y el castillo, que fue construido entre el siglo 12 y el 14. Dentro del castillo hay un museo arqueológico, que abrió en 1991. Aquí puedes ver búsquedas arqueológicas de Bolsena y las áreas cercanas.

Fotografía sacado por Mónica (milky.way)

En Bolsena hay un gran número de hoteles, algunos al lado del lago y otros pocos en la ciudad. Si viajamos con niños, es recomendable el Hotel Holiday, que está al lado del mar y tiene una piscina privada con área para niños. Aquí, los chavales se pueden bañar tranquilamente mientras los adultos se sientan y relajan a la sombra de un parasol, podéis comer en la piscina y al lado del jardín.

Por las noches se recomienda ir al pueblo, muy bonito de noche. Entre las oscuras calles hay muchos restaurantes que tienen terraza exterior al lado de la calle. Estos eran, claro, los más populares, pero se puede entrar en algunos, como el Ristorante Trattoria Da Picchietto, cuya terraza no está dando a la calle, sino tras la casa y, por tanto, no está tan repleto de gente. Se recomienda comer según la tradición italiana: Antipasti, pasta, plato principal y postre.

Cerca de Bolsena se pueden encontrar parques para niños con toboganes, columpios y otros aparatos (aunque, ojo, en verano puede darles mucho calor), además del famoso lago, que tiene agua caliente en él. Entre las cosas que se recomienda hacer en Bolsena antes de marcharse es comer delicioso helado italiano en la Gelateria Sarchioni Bolsena y alquilar una bicicleta para andar por el lago, que además te ayudará a llegar a la playa y con la que podrás salir al pueblo. Un viaje a este pequeño pueblo italiano es un inicio perfecto para un periodo de vacaciones en Italia, ya estés interesado en la historia y la arquitectura… ¡O simplemente quieras unas vacaciones relajantes en la playa!

Esta entrada fue publicada en Guía de viaje y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.